domingo, 26 de enero de 2014

Sobre poesía





En este libro, recorro las épocas de la vida que incluyen también la de los antepasados y la de los muertos, cuyas voces resuenan en los vivos. Con un yo que se hace otros y otras sus miradas da cabida a todo lo que transforma nuestra conciencia. Como quien despliega un mapa, los poemas están poblados de instantes en permanente movimiento. Lo cotidiano desvela extrañamiento en cada una de las escenas y en su quiebro la realidad se desmenuza. Desde el primer poema que transcurre en una sala de estar, filtro en un solo instante secuencias de situaciones posibles haciendo que la realidad se parezca a una superficie de fulgores, fuerzas e intensidades de las que emana una lucidez y conocimiento que aunque instantáneos, desencajan la solidad y supuesta permanencia de los sistemas de pensamiento establecidos. Allí donde se sueña, se está marcando un territorio, allá donde se escribe, se inicia una ruta, allí donde se desea, el cuerpo late.



Foto: ruta en Tierra del Fuego

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada