martes, 2 de septiembre de 2014

Lousiana

Cuántas cosas hago sin que realmente importe. Tomo una porción de chocolate para diluir del bar de la Universidad de Lousiana. La guardo en el bolso.  De eso hace un tiempo. Hoy abro el cajón de los cubiertos y allí está  el sobrecito, todavía no lo diluí para hacerme una taza de chocolate. En realidad me importa muy poco el chocolate, quería llevarme un trozo de aquel momento.



2 comentarios:

Heladas por el presente (Concha García)

Heladas por el presente S oy una mujer que se alejó del mar. El pequeño fin, como dije. Ponerse la toalla, el pequeño trozo de p...