martes, 28 de abril de 2015

Vidas secas (del diario, 1985)






20 de mayo

La soledad que yo siento nace del desasosiego, de una honda tristeza hundida. En mi caso no tiene pasado, es gratuita;  esta desazón supongo que debe hilarse con algo parecido a una ausencia, pero no es algo concreto, esa ausencia no existe en presencia, es irreal. Se perpetúa en mí solamente;  rellena ese hueco que  no puede llenar nadie:  es una extraña ausencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada